jueves, 9 de abril de 2020

Borgoña otra vez

No puedo encontrar un lugar, de los que conozco, más identificado con el vino que la Borgoña. Su identificación con su vino es total, realizando uno de los productos más exclusivos del mundo que no tiene replica en otro lugar. Hace  unos meses que volvimos de allí, un último encuentro con esta tierra de promesas cumplidas y expectativas inalcanzables.

El club Lúculo se fue otra vez hasta el centro, a mi parecer, del mundo del vino. Salimos pronto de madrugada y en unas 11 horas nos encontramos de nuevo en Beaune, capital de esta zona vinícola. Alquilamos un pequeño apartamento cerca del centro. Como llegamos algo tarde, las 7 de la tarde,  pasamos por Correfour para hacernos de provisiones para realizar una pequeña Cata de aproximación. Antes paramos en la  Dilettante  lugar recomendable para tomar algo antes de cenar con gran variedad de botellas pero con una inconveniente , como en la mayoría de los locales: Los vinos de Borgoña en general son caros, los más sencillos desde los 15 € llegando a precios de miles de euros. en cualquier bar o restaurante el precio de venta se suele duplicar por lo menos.  Por lo que pedir botellas en los bares puede resultar bastante caro ya que la botella más barata siempre rondará los 30 € y a veces estos son bastante sencillos. En la Dilettante el propietario, que habla perfecto español, nos atendió a las mil maravillas aconsejando un par de botellas  de buen vino. También es un enamorado de cervezas artesanas que no dejamos de probar.






A la mañana siguiente nos fuimos hasta la Domaine de l'Arlot  a pocos kilometros de Beaune. Precioso dominio perteneciente al potente grupo de AXA con varios primer Cru y un gran Cru. entre sus vinos un particular Monopole 1er Cru de Nuits Saint Georges Clos l'arlot, finca situada en el lugar donde tienen ubicada la bodega. Interesantes vinos, elegantes y sutiles de larga duración. Son vinos muy redondos con un equilibrio de madera y fruta donde nada se impone. 





Después de la cata  nos dimos una vuelta por el dominio entre viñedos  y jardines que pareciesen de la nobleza de hace un  par de siglos. 


Cata de los vino de L'arlot

De aquí pasamos por el castillo de Clos Vougeot para conocer la cuna de toda esta zona vinícola. Construido en el siglo XVI  por la Orden del Cister. Los monjes fueron pieza elemental para que la borgoña sea tal y como hoy la conocemos. 

Cerca de Vougeot se encuentra la más emblemática de las fincas; Romanee Conti en Vosne-Romanee. Una pequeña parcela de apenas dos hectáreas, en donde se hace uno de los vinos más prestigiosos del mundo. De un precio inalcanzable, se concreta en una finca con un pequeño muro donde puedes ver los racimos de esta famosa bodega. Apenas 1,8 hectáreas que producen únicamente 6.000 botellas Puedes llegar hasta tocarlos, las botellas de este vino pueden alcanzar los 20.000€ y tu estas viendo de donde nace esta barbaridad. Ten en cuenta que unos cuatro racimos de este viñedo pueden hacer una botella por lo que cada racimo puede generar unos 5.000€ ¿no es absurdo? posiblemente si pero también es mágico.


Seguimos la carretera hasta el pueblo de Gervey-Chambertin donde nos esperaba Philippe Charlopin. Gurú de la nueva Borgoña, reconocido por revolver un poco el panorama de esta clásica zona, intentando hacer vinos con más color y peso en boca, mas maduros, aumentando su tanicidad pero manteniendo el equilibrio. Usa raspón y  con maestría las barricas.                                                                                                                                                          Desde sus comienzos ha ido acaparando grandes pagos hasta conseguir 9 Grand Crus sobre una explotación total de 25 hectáreas. Después de un frío recibimiento , barrera del idioma, únicamente hablaba Francés, fuimos calentando motores. Quizá no nos faltó ningún Gran Cru de catar de este pintoresco productor. Son vinos muy expresivos, todavía en tanques o barricas, de los dos años anteriores, que prometen grandes caldos . Una sesión de cata memorable, entre español, Ingles, Francés y el idioma del vino. Muchas risas y mucha generosidad. Entre anécdotas y barriles nos fue enseñando todo su arsenal sin dejar nada atrás. Nos iba llevando por su Bodega con una copa en mano y una escupidera con ruedas. Nosotros comenzamos escupiendo las primeras pruebas, cuando eso se puso serio empezamos a beber, aunque para llevar una buena cata es preciso escupir de vez en cuanto. En un momento de la cata, después de probar unos 15 muestras diferentes, me lleve una " reprimenda" por escupir un Mazis Chambertin 2016. Entre risas y copas no se me volvió a ocurrir tal desfachatez.










Al día siguiente aprovechamos para hacer un poco de deporte por las viñas de Beune. Había que compensar el día anterior. Con el recuerdo de los vinos probados nos preparábamos para la prueba de hoy, Feria de productores de Nuits Saint George. http://www.nuitsaugrandjour.com/





En la feria había 36 productores de la zona que daban a probar alguna de sus vinos; Entre ellos se encontraban Domaine de L`arlot, Desertaux- Ferrand, Faiveley, Domaine Lescure Chantal, domaine Martin-Dufour; Domaine des Perdrix, Domaine Rion Daniel et Fils... Podías probar algún 1er cru y muchos regionales. Conseguimos realizar una cata bastante amplia intentando acercarnos ha esta maravillosa región. En la feria se podía comprar también vino a buen precio. Volvimos con el coche hasta los topes y con muchas ganas de Volver.

 









sábado, 11 de enero de 2020

CONOCER OPORTO (II)


La llegada a la ciudad de Oporto te descoloca, Ciudad de pequeñas casas que componen barriadas apiladas sobre su puerto. Heredera de una epoca mejor en la que te puedes imaginar oir el bullicio de los marineros en calles empinadas y de poco aseo. La decadencia de esta zona, frente al puerto de Vila nova de Gaia, la hace única, con una belleza escondida que está presente en su conjunto. Pequeños portales con azulejo incrustado en su propia historia, tienes la certeza de que es un sitio diferente a otro que hayas estado, y por esto lo hace tan atractiva. La luz resalta las fachadas de diferentes colores con el brillo del douro a su paso,ya muy cerca a la desembocadura al atlantico.

Nos quedamos en un apartamento en primera linea del puerto con unas vistas inmejorables, llegamos ya de noche. Dejando el puerto atras,  en sus empinadas calles se alternan diferentes locales para poder picar algo. El concepto de tapa está bastante arraigado aquí, hay multitud de locales bien puestos con un buen trato del vino y a precios comedidos. También hay vinotecas en las que únicamente venden vinos de la DO Porto, por poco dinero te dan a probar los diferentes tipos de vino de oporto, valiente apuesta para revalorizar  y defender estos vinos en un momento bastante complicado, puede ser interesante para un primer acercamiento a esta DO.


La visita a la Bodega de GRAHAM,s es otro de los momentos memorables de este viaje. Fundada en 1820 es una de las bodegas más emblemáticas, junto a Quinta do Noval y Taylor,s. En la visita por sus espectaculares instalaciones fuimos conociendo las diferencias entre sus excelentes vinos; BLV, Vintages; Ruby,Tawny..La visita a la bodega particular de la familia propietaria, Symington, donde tienen Vintage de todas sus añadas Vintage.


El consejo determina los mejores cosechas como años vintage. Estos exclusivos vinos ( suele haber tres años vintage por década) consiguen precios muy elevados en el mercado. Después de la  visita a sus bodegas pasamos a una sala de catas preciosa, al estilo de club ingles, donde disfrutamos de una de las mejores cata que pueda recordar.









jueves, 12 de abril de 2018

CONOCER OPORTO (I)

Otro viaje más, esta vez  nos dirigimos a Oporto.Queríamos conocer el misterio de uno de los vinos mas famoso para el resto del mundo. Es la DOC mas antigua del mundo establecida en 1756 por lo que lleva realizando su exclusivos vinos durante más de dos siglos. Aunque esta zona ha sido históricamente productora de vino, no fue hasta finales del siglo XVII cuando una crisis entre Franceses e Ingleses obliga a estos últimos a comprar vino en la península Ibérica. Para poder aguantar los largos viajes en barco, desde Oporto a los puertos Ingleses, se comenzó a añadir alcohol para estabilizar el vino. Este fue el comienzo de estos extraordinarios vinos "fortificados". Todo el mundo ha probado un oporto pero pienso que son pocas las personas que profundizan en este tipo de vinos. Los vinos que se suelen probar suelen ser de las gamas mas bajas, con despunte de alcohol, volátil alta y realmente poco interesantes

Por esto mismo necesitabamos realizar este viaje al centro de este vino, al centro de oporto.

La DOC Douro ocupa una extensa zona del curso del rió Duero en su paso por Portugal. Esta denominación incluye los famosos vinos de Oporto y los, cada vez mas valorados, vinos tranquilos del Douro. En contra de lo que se pueda pensar en las inmediaciones de la ciudad de Oporto no se encuentra ni una viña, de echo tenemos que ir a unos cien kilometros río arriba para encontrar los primeros viñedos de esta denominación. En el puerto de Oporto se localizan las bodegas tradicionales desde donde servía  el vino al resto del mundo, pero sus viñedos se encontraban bastante lejos.

Desde los arribes del Duero nos adentramos río abajo en nuestro país vecino. Un sinuosa carretera nos muestra multitud de viñedos colocados en la ribera en una sucesión de bancales realizados con pizarras que  confieren al paisaje una belleza incomparable para los amantes del vino. Pasamos por Sao Jolao da Pesquera donde visitamos el museo del vino. Impactante arquitectura para un sencillo museo sin muchas pretensiones. 
MUSEO DEL VINO EN SAO JOLAO DE PESQUERA
ESPECTACULAR CUBIERTA DEL MUSEO


El río nos lleva hasta la capital de la denominación, Peso de Regua, donde queriamos visitar la Bodega de Quinta do Vallado. Bodega de descendientes de una de las familias más importantes en la larga historia de la DOC, Ferrerira. Después de vender la bodega Ferrerira al poderoso grupo Sogrape a finales de los 80, se quedo con una de las Quintas más antiguas, Quinta do Vallado. Comezarón vendiendo las uvas a Ferreira y en 1993 crearon su propia bodega para ofrecer directamente sus propias elaboraciones. Tras unos años de duro trabajo y de firme determinación, apostaron por los vinos tranquilos de la denominación sin dejar de elaborar los oportos que tanto han distinguido a los vinos de esta zona. 

FRANCISCO FERREIRA ACERCANDONOS EL MUNDO DEL OPORTO

Buenas puntuaciones de revistas americanas como Wine spectator  y la de  Robert Parker les ha dado una notoriedad y exito en muy poco tiempo. Francisco Ferrerira,uno de los dueños de este consolidado proyecto nos atendió en su nueva bodega. De estructura moderna, de materiales nobles y diseño impactante que contrasta con el alma añeja que su larga historia le atesora. 



SALA DE BARRICAS
QUINTA DO VALLADO
CUBAS DONDE ENVEJECEN LOS VINOS


SALA DE ENVEJECIMIENTO


Sus vinos son directos, fuera de sobremaduraciones y extraciones. Vinos de buena acidez, honestos y con un elegante equilibrio: el blanco  reserva 2016 con buen tratamiento de lias, de buen cuerpo con fermentación en madera pero con un tratamiento elegante.  un coupage de Rabigato, Gouveio, Viosinho e Arinto.  El chispeante blanco Prima 2017 elaborado con moscatel totalmente seco. Descatable el tauriga nacional 2015 por su estructura y equilibrio. Una particularidad  el sausao 2015, vino de carácter atlántico muy diferente a la linea de la bodega pero por esto mismo muy interesante.







DISTENDIDA CHARLA DE SOBREMESA



Compartimos almuerzo con Francisco en las fantásticas instalaciones de su pequeño hotel, una de las nuevas propuestas apostando por el turismo enológico. Un sitio ideal donde relajarse y perderse en este maravilloso mundo del vino. En la sobremesa salieron a la mesa los vinos de Oporto, los más tradicionales de la bodega Tawny 20 años, tawny 40 años espectacular vino con matices de orejones, sotobosque, uvas pasas, naranja amarga.. con buena acidez y con un equilibrio espectacular para un vino de tantos años y el vintage port  Vallado Adelaide 2015. (continuará)






domingo, 1 de abril de 2018

Cata vertical de Chateau Haut-Marbuzet

Son muchos los años que sigo a esta bodega. Sus vinos se destancan por su elegancia y equilibrio. Situada al norte de la denominación de Burdeos, St. Estephe, y fundada en el siglo XVIII  y está incluida en la clasificación Cru Bourgeois. Esta clasificación de calidad comprende vinos de una calidad excepcional  a unos precios aun razonables, muy por debajo de los inalcanzables Cru classé. En los diferentes viajes que he realizado a Burdeos he ido comprando diferentes añadas de este vino. Con varias añadas para catar, reuní a nuestro grupo de cata Lúculo para realizar una vertical. En la mesa estaban 2006,2007,2008, 2009 y 2011. los precios rondan entre los 30 y 40 € dependiendo de las añadas. Esta realizado con un 50% de Cabernet sauvignon, 40 % Merlot y completan con Petit Verdot y Cabernet Franc.


En el conjunto, todas las botellas menos una mostraban unos rasgos muy similares, que dan consistencia al buen hacer de esta bodega. Buena evolución en botella, equilibrio, redondo en boca... buena uva y buena elaboración en bodega. 

2006 Capa media alta con ribete teja, no muy evolucionado después de 12 años nos mostraba una nariz muy fresca y limpia con algo de sotobosque, orejones y arandanos. Boca sedosa y equilibrado, muy redondo aunque no muy largo. Fue el que más nos gusto al conjunto de catadores consiguiendo 85,5 puntos sobre 100.

2007 de Capa media alta, rojo picota con ribete teja daba una nariz con toques mas maduros, crema catalana, lacteos y pimienta blanca. En boca era algo tánico aunque sigue siendo redondo y equilibrado. Consiguió 82,75 puntos

2008 Capa media alta rojo picota con ribete teja, aparecen toque balsamicos, mentolados aunque se mostraba poco expresivo, algún toque verde en boca, redondo aunque algo corto. Le puntuamos con 82 puntos.


2009 Capa media alta con ribete teja, nariz mentolada  y balsámico con eucalipto y algo de sotobosque mostraba verdor de pimiento verde en boca  muy buena acidez y más largo que el 2006 quedó en segunda posición cosiguiendo 83,75 puntos.


2011 Capa media alta rojo picota en nariz aparecen toques de verdor con aromas de pimiento, es el menos expresivo de todos con una buena boca despuntando toques salinos, fue la muestra peor puntuada por nuestro plantel de cata con  80 Puntos.


sábado, 30 de septiembre de 2017

Restaurante José Carlos García


En una reciente visita a la ciudad de Málaga busque entre las referencias gastronomicas un restaurante para darme un homenaje. Todas las indicaciones me llevaban al mismo restaurante José Carlos García, unico restaurante con estrella michelin en la ciudad y referente de la gastronomía de la ciudad durante muchos años. De ambiente frío y lujoso con tuberías de  las instalaciones vistas, muros de hormigon  jugando con jardines verticales y grandes cristaleras que confieren un ambiente exclusivo. La excesiva separación entre mesas imponen un poco de frialdad a una decoración minimalista. Alguna de ellas sin mantel, moda que no acabo de entender, de hecho nos dieron la posibilidad de elegir mesa con mantel o sin mantel.

Todo el equipo de sala vestía con una talla mas pequeña, será un toque nuevo de modernidad. De comienzo unicamente me dejaron el menu degustación de 140 €. Tuvimos nosotros que preguntar si existia carta. Después de entregarnos otro menu degustación más corto, y económico, y una carta nos decidimos por tomar cuatro platos de su carta. Propuesta creativa con bastantes referencias a la cocina asiatica ( tan de moda en estos tiempos) con las raices puestas en producto de la región. Tras unos divertidos entretenimientos comenzamos con un Tiradito de rabanito con mostaza. Sutil e interesante mezcla de sabores con unos contrastes deliciosos. Me encantó el plato por sencillo.

Tiradito de rabanito con mostaza
Seguimos con una  Anguila con aguacate, hinojo y aceituna; resultona combinación que juega con la mezcla de sabores tan extraña como efectiva. Después de este buen comienzo nos decepcionó un poco los segundos platos;
Anguila con aguacate e hinojo











El dimsum de Vieira falto de sabor, se quedaba plano y sin expresividad y la carne, Pichón con setas y verduras, con una perfecto punto pero sin nada nuevo que contar. correcto.
Dimsum de Vieira

Pichón con setas
El postre mercado de especias un juego de sabores un poco presentuoso para el resultado. Salimos después a la Terraza para tomarnos una copa y fumarnos un puro en el muelle uno, desde donde se puede observar el trabajo de la cocina totalmente visible al público.

En resumen un buen restaurante con espectacular puesta en escena, quiza dirigido al turismo, con un buena cocina mezclando propuestas arriesgadas e ingeniosas con otras mas convencionales y anodinas, un poco irregular  y con unos precios desorbitados.